Por Descompensación Trasladan a Mapuches En Huelga De Hambre En Cárcel De Angol a Centros Asistenciales

 Por Descompensación Trasladan a Mapuches En Huelga De Hambre En Cárcel De Angol a Centros Asistenciales

Jonathan Huillical (archivo).
Hoy, Corte Suprema revisa recurso de nulidad de falló que los condenó por el ataque a la comitiva del fiscal Mario Elgueta a 25 años de reclusión.

Una falla en su sistema cardiorrespiratorio, tras 59 días en huelga de hambre, obligó a las autoridades de gendarmería a trasladar hasta el hospital de Victoria a Jonathan Huillical, donde permanece internado bajo observación.

En tanto, Ramón Llanquileo tras ser evaluado en el hospital de Angol fue devuelto a la cárcel, donde permanece bajo permanente monitoreo, explicó Natividad Llanquileo, vocera de los cuatro mapuches recluidos tras haber sido condenados por el ataque a la comitiva del fiscal Mario Elgueta e incendio. “El estado de salud es bastante complicado. Hoy día fue uno de ellos trasladado hasta el hospital de Victoria, que es Jonathan Huillical, con problemas cardiacos. En el caso de Ramón lo están monitoreando cada media hora. Están bastante delgados, por tanto su situación es compleja”.

David Espinoza, Coronel de Gendarmería en la Araucanía, precisó que los mapuches presentan una baja de peso en promedio de 22 kilos y con el objeto de salvaguardar la integridad física de los huelguistas, están siendo trasladados a centros asistenciales cuando lo requieran.”Han bajado alrededor de 22 kilos. Y están sujetos a los controles médicos diarios que le realiza el personal del área de salud de la unidad penal de Angol. En la eventual necesidad de poder sacarlos, obviamente nosotros vamos hacer uso de esa facultad; en el sentido de salvaguardar la integridad física de los internos mapuches”.

En tanto hoy, una de salas de la Corte Suprema en Santiago conocerá respecto al recurso de nulidad de fallo que presentaran los abogados defensores del líder de la Coordinadora Arauco Malleco, Héctor Llaitul, condenado a 25 años de presidio. Ramón Lanquileo, José Huenuche y Jonathan Huillical, sentenciados a 20 años.

La base de la argumentación de los alegatos esta referida al uso de testigos sin rostro, por parte del Ministerio Público, en el juicio y que se trato de delitos comunes y no de terrorismo como fueron juzgados por el Tribunal Oral de Cañete. Se estima que los alegatos podrían durar hasta este viernes, dado el retraso que ha tenido la sala en sus audiencias.

 

También puedes leer

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.